Blog dedicado a esas hermosas almas con cuerpo de mujer

"La mujer no nació de la cabeza del hombre para estar por encima de el ni de los pies para ser pisoteada, la mujer nació de la costilla del hombre para ser abrazada y protegida"

sábado, 13 de febrero de 2010

Aquel viernes 22 de enero


Fue aquel viernes 22 de Enero, eran las 8:00 ya pasadas, era de noche cuando decidí cambiar mi rumbo al caminar. Estaba completamente solo y todo era tan fluido, cuando llegué a ese lugar, ella allí tan tranquilita como siempre cuando la miré.

Su extraña belleza fue cautivante para mí, me sonrió mientras me atendía con gran cortesía, le sonreí también. No hubo palabras, solo dos tímidas miradas que se encontraron aquella noche y me dejaron pensativo en mi alcoba. Casi no pude dormir ¿por qué una mujer que apenas vi en una noche me cautivaba con tanta insistencia? Eso no lo se.

Después de mucho pensar y de redundar por mi cabeza aquella figura que en una noche cualquiera cautivó mi existir, decidí volver a pasar por ese mismo lugar y estabas nuevamente allí tan sonriente como siempre, nuevamente me atendiste con gran timidez y dos sonrisas tímidas se volvieron a encontrar.

Pensar y pensar era lo que más hacía, no me atrevía a preguntarle ni su nombre, era tanto mi miedo que solo pude resignarme, a fin de cuentas fue una atracción muy rápida por parte mía.

Tomé la decisión de escribirle lo que sentía en un papel, y me armé de valor para entregarle aquellas palabras que con tanta sinceridad le había escrito. Pero un gran obstáculo se interpuso en aquel camino y por poco me impide hacerle llegar mi legado, pero el valor y mi ego se hicieron valer y arriesgarme para poder culminar mi promesa.

Después de tantos rodeos y de terminar con mi lucha interna logré cumplir mi objetivo, ahora el futuro es incierto. Y no se que será de mi mañana con ella, si nuestros caminos se juntarán o seguirán separados el uno del otro. No se que será de nosotros, si así de rápido como llegué a su vida así me iré, ya no se.

No hay comentarios:

Publicar un comentario